En el Lizarrán de Mérida

Amy Winehouse – Rehab

Ayer en el Parque Natural de Monfragüe

Los chicos de la caravana

Aquí estamos, tomando ricas tapas de pimientos de Padrón y de “Pan prohibido”, tras ser rechazada en la Universidad de Mérida por no ser alumna y quedarme sin poder usar su wifi por más que argumenté que yo también había sido estudiante, que viajaba en caravana y bla bla bla. Yo pensé que la difusión de la cultura debería ser también para los no estudiantes, pero se ve que en los tiempos que corren no es así… Al final, mejor, que así tomamos un rico refrigerio.

Ayer queríamos ir a recorrer las montañas salmantino-extremeñas: La Peña de Francia, La Alberca, Las Hurdes y las Batuecas; son sitios que visité hace unos 15 años y me parecieron muy interesantes. Peeeeeero por la noche la temperatura había bajado en Salamanca ciudad a -3º, empezamos a encontrar nieve por el camino, y como había que subir unos 1500m. decidimos que lo mejor sería bajar cuanto antes al Sur y renunciar a esa parte. De todos modos, Extremadura es bella se mire por donde se mire. No entiendo la visión que nos suelen transmitir de que Extremadura es árida y pobre, ya que todo lo que yo he visto indica lo contrario: ganadería y verdor a tope, mogollón de embalses y aves, etc. Lo que sí que no hay aquí es turismo masivo ni sus consecuencias, por eso lo de la construcción sólo ha triunfado -por necesidad- en las ciudades, y aquí conservan muchos parques naturales donde es difícil ver casas o bares (eso jode un poco más).

El viaje transcurre apacible; esta noche dormimos junto a un colegio en una zona residencial de Cáceres donde pude ver todos los canales digitales en tv, aunque al final nos decantamos por 2 caps. de Los Soprano.

Por el momento funciona todo bastante bien. Hay un pequeño problema con la calefacción -a mí me entra aire frío por los pies-, pero ya Luca resolvió con unos cartones de Carrefour, como podéis apreciar en la siguiente foto:

Reparraciones caserras

También hemos pasado por sitios curiosos de los que adjunto foto:

A este hostal mejor no vamos

Bueno, ya me despido. Tiramos en dirección Sevilla, que lo del frío no mola. Muchos besos a todos y un recuerdo especial al cuñao, por todos los arreglos. Mami, aún no hemos abierto el jamón, pero te tendré al corriente.

Nieve ayer a 400m.

Los solucionadores

 
 
|  Esta entrada se publicó el Martes, 1 de diciembre de 2009 a las 13:33 pm horas

Un comentario a “En el Lizarrán de Mérida”

  1. Pilusqui dice:

    ¡Por favor, estoy llorando de la risa, juasjuasjuas! ¡Vaya arreglitos caseros!
    ¡Que prosiga así de bien vuestro viaje, caravaneros!
    Muchos besos y gracias por ir informando.